China: Hamilton le da emoción al Mundial. Webber, imparable.

Fascinante carrera la que hemos visto hoy, nada pudo impedir a Lewis Hamilton subirse a lo más alto del cajón en el GP de China. Lo que a escasos minutos del inicio de carrera pintaba como una posible agonía para el chico de McLaren se convirtió en una fiesta que más de uno estaba desesoso de ver. La apisonadora Red Bull que arrasó la pista en las 2 primeras carreras se ha mostrado por fin alcanzable, aunque Webber haya hecho lo indecible para reivindicar sus colores: salió 18º, llegó 3º.

Tras una movida salida Vettel cedió puesto ante los chicos de Woking para colocarse 3º, y eso que Ham a punto estuvo de salir desde el pit lane.  A escasos minutos del semáforo verde los ingenieros de McLaren detectaron una fuga de combustible en el sistema de inyección del coche de Lewis. En una cuenta atrás agónica lograron poner el coche en pista sin ni siquiera terminar de anclar al bólido la totalidad de su cubierta motor. Ya en parrilla terminaron la faena, pero la vuelta de reconocimiento la dió con el coche en paños menores. Si alguien se las prometía en Red Bull ante en casi-pinchazo ajeno, no sabían lo que les esperaba.

Empezaron así difíciles las cosas para los de las bebidas energéticas, pero acabaron con un balance como para darse con un canto en los dientes: Vettel acabó 2º con los neumáticos muy muy perjudicados (se han apresurado en reconocer que la estrategia a 2 paradas quizá no fué la más adecuada…) y Webber fué el escolta inesperado que completaba el cajón. ¿Inesperado? Que alguien empiece en el puesto 18º y acabe 3º no es algo muy normal, el australiano ha hecho un ca-rre-rón digno de análisis para muchos con un coche en igual o (según dicen algunos sectores) peores condiciones que el del Niño del Dedo. Chapeau, impecables actuaciones son dignas no solo de mencionar sino además… para quitarse el sombrero.

Detrás llegó Button, del que  aún no sé si dió la de cal o arena. Realizó una sensacional carrera pero falló en los momentos importantes. Primero mezcló Johnnie Walker con Red Bull al cometer un error garrafal y colarse en el pit stop preparado para Vettel. Se aplicó lo de ‘Keep Walking’ (flamante eslogan de la casa de las bebidas espirituosas) pero solo le faltó pararse a pedir la cuenta, perdió 2 segundos valiosísimos que le hicieron perder posición frente al alemán. Posteriormente Webber le robó la cartera y con ella se llevó su tercer puesto en el podio.

Quinto fué Rosberg, quien incluso llegó a liderar la carrera durante varias vueltas. Mercedes ha hecho las cosas muy bien este fin de semana, al menos desde el punto de vista de los resultados. Más teniendo en cuenta que Nico finalizó un puesto por delante de los Ferrari: Massa y Frenando fueron 6º y 7º respectivamente.

Los puestos de puntos se completaron con Schumacher, Petrov, y Kobayashi. Los 3 pelearon durante toda la carrera por los tan ansiados puntos y se acabaron llevando el gato al agua, siendo Force India los más perjudicados. Salieron bien posicionados en parrilla pero no pudieron mantener el ritmo en carrera, se van de vacío de China.

Hubo muchos, muchos adelantamientos. El DRS sirvió para que los pilotos aprovecharan la parte sucia de la pista para realizar adelantamientos in extremis y los tiempos ajustados de los 6 primeros (15.8 segundos de diferencia) hicieron del plato chino un agradable menú de fin de semana.

Hispania

Es notición para la escudería nuestra que sus dos bólidos vieran la bandera a cuadros, incluso con una sola parada para Karthikeyan. Me gustaría celebrar puntos de este equipo pero de momento finalizar carreras es lo que manda… y si además te penalizan para que se hable de tí como le pasó a Liuzzi, pues mejor. Al parecer el italiano se saltó la salida, adelantando a los 2 Virgin en la primera vuelta.

Tras la carrera de hoy Vettel continúa al frente en la general con 68 puntos, seguido por Hamilton con 47 y Button con 38. Fernando Alonso es 5º con 26 puntos tras Webber (4º, con 27)

Queremos ver más carreras como éstas. La próxima en Turquía, también con una larga recta y unas más exigentes curvas. Emoción asegurada… sí!!

(c) Imagen: AFP

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *